Quiero fichar a Mourinho

Antes que nada, para los talibanes del fútbol que me vayan a atacar por el personaje que protagoniza el post de hoy, ya dejé clara mi posición anteriormente sobre los dos equipos más grandes de la Liga Española. Por casualidad (y por una presión mediática de cojones), Mourinho mandará en la plantilla del Real Madrid para la siguiente temporada. De esta manera comencé a desarrollar, como me sucede con muchos otros personajes, una obsesión insana por él durante un tiempo que todavía continúa. No es admiración, si no fascinación sobre su figura, sobre las actuaciones públicas que realiza y que desembocan en una idealización con bastante probabilidad alejada de la persona.

¿Qué inspira para mí este hombre? Chulería, orgullo desmedido y arrogancia peligrosa. Pero por el otro lado de la moneda, también compromiso, lealtad y organización. Me lo imagino como una persona que no te deja pasar ni una, pero que si le pagas por hacer un trabajo, lo cumple. Un sicario letal que lo va a tener bastante crudo con un equipo que lleva vendiendo la moto de la victoria desde hace mucho tiempo y todavía no ha solucionado sus problemas de embrague. No estoy aquí para hablar de fútbol, si no de lo que me gustaría hacer: quiero fichar a Mourinho.

Quiero a Mourinho para dirigir mi vida. Me imagino nuestro primer encuentro en una cafetería. Una entrevista desayuno de negocios, tomándonos un café y un zumo de naranja para pactar el contrato: cuánto duraría, cuál sería el régimen de trabajo, los días que libraría y fijar el precio. Tendría que rascar mucho el bolsillo, pero él me lo devolvería con creces.

Quiero que Mourinho se encargue de entrenarme y dirigir mi vida. En su despacho, sacaría un rotulador y empezaría a dibujar en su pizarra un planning con mi futuro a corto y largo plazo. Qué me gustaría hacer en mi vida y hasta qué punto podría alcanzar esa meta. Buscar el pragmatismo en intentar llegar al punto medio. Tendría los contactos necesarios para arrancar mi experiencia laboral, eso sí, sin enchufismo, trabajándomelo a muerte como el que más. Poco a poco comenzaría a coger forma y convertirme en una promesa. Y de promesa, a confirmación.

Mourinho se encargaría de cuidar con mimo hasta el último detalle de mi existencia. Primero vigilaría mi alimentación: probablemente se acabarían las Lays en mi vida, pero me comprometería a no tocarlas: Mourinho me inspiraría un respeto terrorífico y no me gustaría ser castigado o que rompiese el contrato. También se encargaría de crear una tabla de ejercicio para poder estar a tono. De igual manera, una tarea de obligaciones en el hogar y unos consejos de cómo comportarme en público. Se acabarían las fiestas y el descontrol, pero daría igual: el capitán más experimentado llevaría el timón del barco de mi vida y yo sería un grumete preparado para ocuparlo cuando estuviese preparado, a prueba de naufragios y marejadas.

Mourinho también se encargaría de aconsejarme sobre mi vida amorosa. Mi novia se enfadaría muchísimo conmigo, por mi incomprensible fascinación por un personaje tan controvertido y porque para más inri entrena al Real Madrid. Aun así, con el paso del tiempo, se daría cuenta que en el fondo no es una mala persona y que me haría un novio mejor, mejorarían mis modales y rendimiento. Seguro que también escribiría mejor, mejoraría en mi dibujo y tendría el impulso necesario para hacer algo válido en la vida.

O sea que Mourinho, ya sabes, en el momento en que Marca te empiece a despellejar en tu primer traspiés, aquí tienes un interesado.

4 comments

  1. Buenas, Pepiño!!
    Te leo de uvas a peras (pasando por nectarinas, que es lo que está de temporada )… pero he de confesarte que mi vida es más agradable cada vez que Carlotinha me muestra alguna de tus OBRAS.
    Debieras de pensarte muy mucho, y tal y cómo está el patio, profesionalizarte, tío, que tienes un gracejo inteligente… explótalo!!
    Suerte con Mou, caballero!!

  2. Hola gracejo…creo que te sale más rentable que las pilas te las ponga yo…es más barato, y siempre estoy dispuesta!! No dudes en llamarme.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s